Páginas vistas en total

domingo, 29 de enero de 2012

CASO JULIÁN


En Terrassa, el 14 enero de 1970 a las 19'45, jugando con un grupo de amigos, Julián Rodriguez, un chico de 15 años, empezó a gritar y decía que había visto un objeto con forma redonda encima del letrero de la empresa AEG de la carretera Castellar.






La gente que estaba alrededor, niños y adultos, empezaron a mirar y todo el mundo coincidió en lo mismo. "¡Sí, sí. Ahí esta, es un platillo!", y en cuestión de 15 segundos, se fue en dirección Matadepera.

Lugar del abistamiento

Esto, a primera vista, no puede ser muy llamativo debido a la falta de pruebas. Pero para mí, fue el comentario de Julián mis inicios hacia este mundo, que más adelante iré exponiendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario